Cenizas funerarias: ideas, responsabilidad y normativa

cenizas funerarias
ÍNDICE DE CONTENIDOS

¿Dónde se pueden esparcir las cenizas funerarias de un difunto? ¿Qué se puede hacer con la urna de las cenizas?

En este artículo recopilamos algunas ideas y resolvemos algunas dudas habituales en relación a las cenizas resultantes del proceso de cremación.

¿Qué son las cenizas funerarias?

Las cenizas son el producto resultante de la cremación de una persona fallecida. Este proceso de incineración se lleva a cabo en el crematorio.

Son muchas ya las personas que, por motivos personales, prefieren la incineración sobre la inhumación y así lo dejan constar antes de su muerte.

El miedo a la lenta descomposición de los cuerpos o a permanecer dentro de un “cajón” o féretro son solo algunas de las razones. También hay gente que elige esta alternativa por ser más respetuosa con el medio ambiente o por en la escaseaz de nichos en los cementerios, así como en el precio. Es más barata la incineración que el enterramiento.

En cualquier caso, las cenizas resultantes de la cremación pueden esparcirse o guardarse en diferentes lugares, así que si quieres saber más sobre ello, a continuación te dejamos algunas ideas para guardar las cenizas de un difunto.

¿Cuándo se entregan las cenizas?

La cremación no puede realizarse hasta que no transcurren, al menos, 24 horas desde la hora de fallecimiento.

Lo habitual es recibir las cenizas al día siguiente, pero lo cierto es que depende en gran medida de la hora a la que se produzca la incineración.

En circunstancias especiales, cuando la cremación tiene lugar a primera hora de la mañana, es posible recogerlas cenizas en el mismo día. Pero no suele ser lo normal.

¿A quién se las entregan?

Las cenizas de la persona fallecida se entregan a la familia directa: cónyuge, hijos, padres o hermanos.

¿Qué es la custodia familiar de cenizas?

Una vez que se reciben las cenizas pueden darse dos casos:

  • La renuncia, que implica que las cenizas serán esparcidas en un cenicero común y la familia no tendrá un lugar donde visitar a su difunto en el futuro. La renuncia deberá expresarse por escrito e implica la total desvinculación de la familia, por lo que será el crematorio el encargado de deshacerse de ellas.
  • La custodia familiar. Tendrás derecho a elegir dónde depositar y salvaguardar las cenizas. Lo normal es atender a las últimas voluntades del difunto, pero general las opciones pasan por el depósito en un columbario, dejarlas en el jardín del recuerdo, inhumarlas en una sepultura o guardarlas en una joya funeraria o accesorio para cenizas de difuntos.

¿Se entregan a domicilio?

Sí, es lo que se conoce como repatriación de las cenizas y las familias pueden solicitarlo a la funeraria encargada de realizar la cremación del cuerpo.

Las cenizas se empaquetan y se envían de forma que no sufran ningún daño o percance, así que llegan en perfectas condiciones hasta su destino.

¿Qué pasa si nadie quiere hacerse cargo?

Tal y como te hemos indicado anteriormente, es posible renunciar a la custodia de las cenizas. En ese caso, es el crematorio el encargado de deshacerse de las mismas, que pasarán a considerarse un residuo más.

¿Qué hacer con la urna de las cenizas?

Una vez se produce la incineración de un ser querido son muchas las familias que no saben qué hacer con las cenizas y es que, en muchas ocasiones, vemos cómo el difunto no ha dejado instrucciones acerca de dónde quiere que sus restos descansen una vez realizada la cremación.

Por ello, la familia ha de saber que existen muchas opciones entre las que elegir como:

Columbario y entierro

Si la idea es enterrar las cenizas, lo normal es depositarlas en un columbario. Para ello, el cementerio te solicitará la carta de acreditación de cenizas y, en algunos casos, la partida literal de defunción.

Esta es la opción más tradicional que eligen las familias que incineran a sus familiares.

Esparcir cenizas

Es, quizás, la opción más elegida en la actualidad. Sin embargo, hay que respetar la normativa vigente sobre el esparcimiento de cenizas que prohíbe depositarlas en la vía pública, aunque esto varía en función de la normativa que rija en cada comunidad autónoma.

Jardines del recuerdo

Lo habitual es utilizar los jardines del recuerdo para esparcir las cenizas que son espacios habilitados en los cementerios para tal fin.

En el mar

En cuanto al esparcimiento de cenizas en el mar, decir que muchas localidades costeras imponen sanciones administrativas por arrojar vertidos al mar, ya sea con urna biodegradable o sin ella.

Lo que sí está disponible en ciertos lugares como Cartagena es un cementerio acuático, un lugar en el que se puede depositar la urna biodegradable con cenizas que termina mezclándose con el ecosistema marino. Sin embargo, este proceso ya no entraría dentro del propio término “esparcir” dado que las cenizas están salvaguardadas en un recipiente.

En la estratosfera

A día de hoy, en pleno 2020, es posible lanzar las cenizas a la estratosfera. Sí, como lo lees.

Se trata de la posibilidad de lanzar un globo sonda con las cenizas funerarias e incluso se coloca una cámara al globo para ver su recorrido hasta que explota en la estratosfera y las cenizas se esparcen.

Conservar la urna en tu domicilio

Es posible conservar las cenizas del difunto en tu casa, aunque la religión católica no recomienda esta opción. Puedes hacerlo introduciendo las cenizas en una urna o en alguno de estos accesorios para guardar cenizas funerarias como:

  • Relicario. Se trata de un recipiente especialmente diseñado para contener las cenizas y otras reliquias valiosas. Sus diseños son variados, aunque lo normal es que sea una joya en forma de colgante.
  • Anillo funerario hecho a medida. Es una forma original de honrar al fallecido y de llevarlo contigo en todo momento. Las joyas para guardar cenizas de difuntos se han puesto de moda en los últimos tiempos y están disponibles incluso en los propios tanatorios. Anillos y colgantes para cenizas son los más populares.
  • Transformación a diamantes. Es la última moda: transformar las cenizas en diamantes.

Dividir los restos

¿Se pueden repartir las cenizas? ¿Es posible dividir los restos del difunto? La respuesta es sí. Muchas familias dividen los restos del difunto y lo reparten en relicarios a los familiares más allegados.

Sin embargo, esta opción va en contra de la ideología católica que promueve la idea de que los restos deben conformar una unidad indivisible.

VALORACIÓN DEL ARTÍCULO
5/5

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMPARTIR ATÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
Share on print